Ir al contenido principal

Carta abierta a William Ospina, Por Fernando Cruz Kronfly

Carta abierta del novelista Fernando Cruz Kronfly al novelista William Ospina tras la columna publicada en el diario El Espectador ("De dos males"), en la que el ensayista manifiesta públicamente su voto a favor de la extrema derecha, entre las dos derechas que disputan la presidencia de Colombia. Aquí la columna de Ospina.
Revista Corónica reproduce a continuación la carta abierta del escritor Fernando Cruz Kronfly:
 
"Cali, Junio 2, 2014
 Querido William:

Tú sabes la amistad y el afecto que nos une. Eso está claro y nada de esto se afectará. Pero, la publicidad de tu documento me obliga a hablarte en público. Entonces, debo decirte que tu decisión de preferir al Zorro sobre el Santo me ha llenado de estupor. No necesitabas explicarla de una manera tan aterradora. Lo de menos es tu voto anunciado, del que eres libre y soberano. Se trata de una decisión que, por supuesto, no comparto pero que respeto. Así es como suele decirse, con educación? Pero, lo que me llena de estupor es la fragilidad aterradora de tu argumentación, la falacia que ella encierra. Por favor, William, no argumentes de esta manera tan ligera y banal.
 Cuando era todavía casi un muchacho, y te hago esta confesión pública, voté por Turbay Ayala. A los ocho días tenía el dedo podrido, atacado de gangrena. Le agarré terror a votar. ¿Recuerdas el Estatuto de Seguridad y las Caballerizas? Pero, en la distancia del tiempo, Turbay viene a mi mente como una monjita regordeta corrompida de malas prácticas políticas clientelistas, rebosante de una cierta candidez, pero nunca alcanzó a ser la amenaza que hoy es Uribe y la extrema derecha que él lidera en llave con el Procurador. La lista de sus senadores y representantes recién elegidos infunde miedo.
 Aún así, William, puedes votar por quien quieras. Pero, por favor, no argumentes así. No necesitas armar semejante argumentación falsa para justificarte. Y, esto, William, es lo que me tiene aterrado. Y encima de aterrado, triste. Te desconozco, no eres ahora lo que has sido.
 Te he conocido argumentando en tus ensayos, que he leído con devoción. Pero lo que ahora has escrito en tema tan delicado, en términos argumentativos resulta francamente deplorable. Y es una puñalada en contra del proyecto de la “franja amarilla” que has alentado. Como algunos de tus amigos ya lo hicieron, debí leer más de tres veces tu texto publicado en El Espectador. Al principio pensé que se trataba de una impostura. Pero, no lo ha sido.
 No hay en tu lamentable argumentación, encaminada a justificarte, una sola mención a la ética de los medios en la política. Esto me deja arrasado. ¿Tú has entrado a formar  parte de ese medio país uribista para el que todo vale? ¿Has decidido cerrar los ojos para observar con aterrador desdén el tema ético?  
 Conozco tu vieja rabia contra la élite bogotana excluyente, que mira con desdén y que se cree designada por Dios para gobernar este país. Responsable de todos los males de nuestros últimos cien años, según dices. Y supones que, ante esto, la llegada del Zorro al palacio de los presidentes, significa una especie de “recambio y relevo” de esa élite. Sin embargo, te pregunto, si la clase política de la costa atlántica, que negocia con el agua de los barrios populares a cambio de votos, hace parte de la élite bogotana. O si los 40.000 niños fantasmas estudiantes de Buenaventura, fueron inventados por la élite bogotana que tanto odias, o que los que se robaron cinco veces el metro de Medellín, eran élite bogotana o los Nule o el nieto de Rojas Pinilla, etc. No, William, vas a tenerte que inventar otro argumento para justificarte. ¿Y, por qué no votas tranquilo, sin justificarte públicamente, si el voto es secreto?
 Esos odios que no puedes ocultar, y que te respeto porque son viscerales y son tuyos, son la base del argumento fracasado y falso que has construido para justificar tu decisión pública, que requería por tus características intelectuales un más convincente “tejido argumentativo”. Esto es lo que me duele: tu deplorable argumentación, en busca de una extraña originalidad. Aunque, también, en busca de una necesaria tranquilidad de conciencia.
 Me llena de estupor verte hundido en el pantano de unas razones insostenibles. Porque, si haces bien la cuenta ¿cuántos presidentes de Colombia en los últimos 100 años han salido de la élite bogotana que odias? La cuenta no te da la razón, William. Te ruego que releas tu documento y pienses seriamente en tus argumentos.  Vota por quien quieras, pero lo vas a hacer impulsado por el odio, como lo dices, y no por los argumentos. Y, en tu caso, uno esperaría que no fuese así.
 Deberías recular a tiempo, William, como ya lo hizo tu candidato el Zorro “menos malo”, que de alguna manera ya traicionó a sus votantes con lo de La Habana, antes de ser elegido en segunda vuelta, si es que lo consigue.  
Tu grandeza, William, y la amistad y el reconocimiento de tus amigos, podrían llevarte a repensar este asunto. Sería lo más noble en un intelectual humilde que atiende razones. Todavía estamos en tiempo. Pero, no para cambiar tu voto, del que eres libre y responsable, sino para ofrecernos una argumentación que te permita salir del pantano en que, sin necesidad, has caído. Que no te cubra la mierda amarilla con que este país suele sepultar a sus mejores mujeres y hombres. Escapa de la mierda amarilla, regresa a la franja amarilla. Tus amigos te esperan. "

Comentarios

  1. William sabe muy bien que los propósitos políticos de Zuluaga y Uribe no son distantes de los intereses de Santos y la "aristocracia" que ha gobernado al país en esos cien años que menciona. Lo que no pareciera diferenciar es que no es lo mismo un aristócrata que por defenderlos está dispuesto a negociar pacíficamente, y por ende a hacer concesiones, que unos peones tratando de defender los privilegios de sus amos a balazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La respuesta es muy sencilla miren al ñor oriente de Colombia un poco fuera de su mapa.

      Eliminar
  2. Fernando, gracias por esta misiva cargada de alma y amor. Recoges e interpretas el estupor y desubique en el que quedamos los amigos y lectores de William. Desconocía su inquina sobre la élite bogotana. Sin que tenga que cambiar su voto e inclinación política, que como bien dices no tenía que revelarnos y es respetable aunque dolorosa, confío en que William relee y piensa en tu trascendental reflexión. Gracias!

    ResponderEliminar
  3. Si bien, William puede votar por quien se le de la gana,debería tener en cuenta la responsabilidad que tiene frente a sus lectores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto. Extraña sobremanera que un hombre. . Que un Excelso poeta de la lengua castellana, salga con esto

      Eliminar
  4. Alguna vez leí un documento de William, titulado la utilidad de la Guerra. Una crítica aguda que intuye la ganancia de un estado en Guerra. Tal vez no le entendí o, tal vez William ahora piensa diferente. Tal vez ahora sí ve alguna utilidad de ella, espero que vea una utilidad general y no un bien personal de la guerra, espero que aunque su visión sea equivocada, mane en la creencia de ser un bien común.

    ResponderEliminar
  5. Desconcertante, para decir lo menos, que quizás el hoy mejor y más esclarecido escritor vivo que tiene Colombia se haya descachado de tal manera. Pero todo es posible en esta "dimensión desconocida".

    Es que no es fácil vivir de hacerle el juego a la mafia de la gran industria editorial (una más entre las tantas mafias que conforman nuestra fementida democracia o mafiocracia: círculos de poder económico y político heredado entre sí por sus amigotes, familias, copartidarios y compinches) que suele legitimarse o ganar aprobación e ingresos de para arriba en coyunda con las Academias y los Mass Media y sus cánones y escolásticas, convirtiendo a los verdaderos creadores en auténticos idiotas útiles, atracciones de feria, aprendices mercenarios y amanuenses de ocasión para el lucro delegado o ajeno.

    Por eso mismo, tampoco es comprensible pasársela más de media vida durmiendo con el enemigo y justo allá "en la barriga del monstruo", donde los protocolos de la hipocresía y el qué dirán de las apariencias ha sido el día a día para que los mismos con las mismas, de generación en degeneración, lleven no 100 sino 200 años saqueando este país y aún no se lo acaben de robar por completo. ¡Y cómo será de rica Colombia que hasta quienes se la roban dicen que “pobrecita tanta gente pobre, carajo”! En fin.

    Ojalá esta oportuna y comedida reconvención del escritor y profesor Cruz Kronfly le haga caer en la cuenta a William Ospina que con la inquina y la sed de sangre de la fuerza bruta encarnada en capataces o mayordomos no se juega.

    Anónimo Enésimo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. WILLIAM... Q PENA COMPLETAMENTE DESCONTEXTUALIZADO...ESO DIZQUE ES INTELECTUAL... MADRE MIA EN LO QUE ESTAMOS

      Eliminar
    2. Es una vergüenza la supuesta "Carta pública", porque señala a William Ospina por sus odios, que son legítimos para cualquiera y le imputa una débil argumentación y la carta de marras, tiene una argumentación aún mas débil que el artículo de Ospina. Y termina envuelto en el estiércol "exquisito" de los supuestos intelectuales progresistas, puros y justicieros. Aquellos que critica a Uribe pero justifican el narcotráfico de las FARC, los crímenes de la FARC y del ELN, los que se suponen poseedores de le verdad y sin embargo, estan plantados en el sectarismo, el historicismo y todos los ismos, es decir, en el abismo que tiene en jaque al país desde hace 60 años.

      Eliminar
    3. Ahora que porque no está con Petro, entonces no sirve? Precisamente por ser quien es es que sabe para donde vamos. Buena esa , Wklliam

      Eliminar
    4. Si lee bien, el punto de este texto no es porque no está con Petro.... Puede volver a leerlo y entenderlo mejor.

      Eliminar
    5. Un profesor me espetó alguna vez, no escriba para usted, escriba para los que lo leen. Cuando escribes para esos ellos estarán satisfechos. Cuando escribe para si ellos no lo entenderán. Los odios son para si, pero los escritos son para el publico. Y el público lo ha conocido por sus escritos razonables pero con el tiempo (que muchas cosas cambia) lo reconoce ahora por un escrito visceral lejos de lo razonable. Hay otra lastima: hay publico que en igualdad de identidades (viscerales, irracionales, flojas) replica, contagia, desvía y hace daño.

      Eliminar
  6. William, tu puedes ejercer el derecho de votar por quien tu quieras porque eso es la democracia, pero solo recuerda en ese momento que aquel grupo aún no ha rendido cuentas por los 4.212, falsos positivos del anterior gobierno; como mirar a la cara a aquellas madres que perdieron sus hijos en aquel genocidio demencial, como explicar a tantas esposas viudas que nosotros apoyamos a aquellos que comandaban las fuerzas militares responsables de estos hechos, a madres que perdieron sus hijos, a hijos que perdieron sus padres, como mirar a la cara a chicas que tal vez algún día soñaban con vivir al lado del hombre que amaban pero que el mismo estado se los arrebato, como explicarles que esos gobiernos absolutistas al final siempre nos hacen perder la poca esperanza que nos queda. Solo piensalo William.

    ResponderEliminar
  7. A William Ospina, René Higuita y Pambeléhay que pasarles todos sus desenfoques y hacerse el loco con ellos.

    ResponderEliminar
  8. Fernando y lectores de su Blog. Quiero compartirles una entrevista que realicé a William Ospina en marzo pasado pero que hasta hoy publico. Pensamientos y palabras plenos de posibilidades y horizontes. Habitados por el alma misma del poeta hecho humanidad. La encuentran en el siguiente link: http://somossentipensantes.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  9. Mmm William me acabas de dar tred bofetadas. . Yo que creía en ti y en tu proyecto de la Franja Amarilla

    ResponderEliminar
  10. ¿Y donde está la franja amarilla?

    ResponderEliminar
  11. Leyendo ... leyendo... y leyendo los comentarios de todos Uds, mas reafirmo por quién votar aunque realmente voto por el menos peor, porque toda esta mermelada de la democracia y de lo sangrones que han resultado nuestros mandatarios que como decía novelista Fernando Cruz se le gangreno el dedo, pero a mi se me esta gangrenando hasta el alma por votar y botar por ejercer nuestro derecho a un mejor vivir para los que están, para los estamos y por los que vienen, ese gran Monstruo "Uribe" que por desgracia y mía culpa vote por él, cometer nuevamente ese error... digo horror jamás, es que no se necesita tener tres dedos de frente para darse cuenta de la clase de bandido que es, que esta moviendo la gran maquinaria sucia para que el Zorro suba, ni tampoco necesito ser Politóloga, Socióloga, ni Economista, ni cosa parecida... simplemente soy una mujer que trabajo independiente que alguna vez quise ser Psicóloga y me dedique en pleno a deleitar paladares y la hermosa labor de mamá que justamente mis hijos que ya son adultos y profesionales les toque a futuro este presente que aún podemos de alguna manera poner en conciencia a la gente culta y a la que no también, al profesional y al que no, a que elija, no vayan a botar su voto por favor y Ud. Sr. William Ospina si tiene un dedo mas en su frente relea su escrito aún esta a tiempo ... Amén.

    ResponderEliminar
  12. Sr. Fernando volvimos a la època de la inquisiciòn? donde los tribunales juzgaban y castigaban a las personas por pensar y actuar diferente?. Quienes somos para juzgar? unos simples seres humanos cambiantes no estàticos, afortunadamente libres en èste paìs para decidir por lo que creemos o pensamos. Santos dijo sòlo los imbèciles no cambian èl y Petro son la mejor muestra, entonces por que? tanto alboroto. Dejo constancia no tengo filiaciòn con ningùn grupo polìtico pero detesto que coloquen a las personas en la picota pùblica como si fueran criminales, que derecho tenemos?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entiendo que las críticas para Willian Ospina es; porque quienes lo han conocido con su trayectoria literaria, entienden, que con su comentario ,se salió de su contexto personal, su argumentación deja ver, que en cierto modo, está complacido con la actuación del Gobierno, dando apoyo a quienes se han apoderado del país, sin importarle, la manera como lo han hecho, que su incoherencia, los tiene impactados; no esperaban en otros términos estar de acuerdo con una clase política, que ha demostrado solo, les interesa el poder, que quieren perpetuarse en el poder; pero que un escritor, poeta de su trayectoria, pase por alto ,todo lo que ha sucedido y sucede en el País, deplorable su aceptacion

      Eliminar
  13. Si bien es cierto que la producción literaria y periodística del maestro William Ospina ha marcado un ítem trascendental para la cultura de nuestro país; en este caso es indispensable presentar mi oposición a su postura política y a su discurso ideológico enfatizado en defender los supuestos postulados benefactores de la derecha colombiana. Zuluaga y Uribe no son candidatos de la paz ni de la democracia, son representantes de una oligarquía arolladora y centrada en principios neoliberales.

    ResponderEliminar
  14. Solo quiero agregar a lo ya dicho, que el texto fe W Ospina. No deja de reflejar cierta ingenuidad, ya que si bien gana Zuluaga, esa clase elitista no dejara de tener su cuota de poder, el que hará efectivo a fue conveniencia. Esperara, además su turno para retomar el poder, y en estos años preparará la maquinaria que se lo garantice Esto indica que debemos seguir consolidando la nueva izquierda para que el país tenga una oportunidad diferente. Y esto implica no dejar acentar la derecha, que de llegar al poder buscara eliminar los promotores de la izquierda, bajo el discurso de paz sin impunidad ni tregua al terrorismo, y aquieta los muertos pueden ser muchos y esto eso un general ético evitarlo.

    ResponderEliminar
  15. Lo que les puedo decir como venezolana es que deberian tener mucho miedo porque si dejan que las FARC tenga estatus de beligerancia les puede pasar como a nosostros, que los delincuentes tomen el poder en Colombia y reformen todas las leyes de modo que se puedan quedar gobernandopara siempre. El que visita venezuela puede ver com o esta destruida. Mas del 50% de la poblacion es buhonera. Ustedes son inocentes como lo fuimos nosotros cuando votamos por Chavez. Como queriamos salir de los gob. anteriores nos cegamos y nunca vimos que podia venir algo incluso peor!!! Yo si fuera colombiana no votaria por Santos ni loca porque se que lo que les viene va a ser candela. Santos va a permitir que las FARC quede impune y va a dejar que se puedan postular a elecciones y ya veran que con su discurso de inclusion enganan a la mayoria. uando toman el poder no lo sueltan mas nunca porque ademas el narcotrafico pasa a ser parte del gobierno.... me da lastima con ustedes porque ni se imaginan que va a pasar si las FARC toma el poder. Nosotros dejamos que Chavez y ahora Maduro lo tomara y los narcos y criminales son los que tienen los altos cargos..... Suerte...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. William, has dado en el clavo en cuanto los LECHUGUINOS son los autores intelectuales de esta podredumbre.

      Eliminar
    2. Hola Venezolana, en Colombia hay congreso. Mayoritario para una de las alas del poder. Si es por Petro será una oposición grande Petro no será omnipotente. Y si es para Rudolh el congreso será su mejor respaldo RUDOLPH será omnipotente.

      Eliminar
  16. los invito a ver el documental INPUNITY
    http://www.youtube.com/watch?v=nYNryHyeF7M

    ResponderEliminar
  17. Hoy sentí PENA. Presentaron en la Wradio a William Ospina como Jefe de debate de Rodolfo Hernandez y así, como jefe de debate pasó a dar las explicaciones del caso. Será que las estupideces de Hernandez han sido sugeridas por el jefe de debate. Conocía Ospina su admiración por los nazis? Hará de abogado del ingeniero en EE cuando sea imputado por la fiscalía? Cohabita Ospina con el machismo y el patriarcalismo del Ingeniero y le impresionan sus puñetazos? Le parece ético que para salvar el pellejo eche a su mujer Socorro y a su hijo la responsabilidad de lo firmado con VITALOGIC?
    El tiene derecho a votar por quien quiera y es mejor que lo hubiera hecho público. Los lectores tambien tenemos derecho a discernir entre quienes piensan con el bolsillo y sus intereses particulares hecho fábulas al aire. Un amigo decia con sorna que William debía estar midiendose el traje que iba a lucir como primera dama de Hernandez!!! Que triste es la realidad. Ojalá hubiera seguido de poeta y no de influencer electoral y "ensayista".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lastimosamente ahí está demostrando lo que realmente es, una rata rastrera

      Eliminar
  18. https://m.youtube.com/watch?v=u-oZO_DnR1s

    ResponderEliminar
  19. Ahí están las razones... Egolatría, Intereses mezquinos, clientelismo.

    ResponderEliminar
  20. Estoy aterrada y adolorida con la posiciones y argumentaciones n de William Ospina. En sus escritos advierte que Colombia está desangrada por sátrapas egoístas y corruptos... Y se adhiere a uno de ellos! Y defiende la fusión de Arte y Medio Ambiente en un solo ministerio? Ya pensado cómo va ha hacerlo? Recortarán el presupuesto para ambos, cómo mínimo. Cuando necesitábamos más apoyos al proyecto ANTI-FRACKING de Petro, Ospina desdice todos lo que ha enseñado. Que DECEPCIÓN. Tengo casi todos tus libros y en serio que te leí devotamente. Hasta hoy.

    ResponderEliminar
  21. Hay una agenda oculta en ese sorpresivo respaldo -agenda que nunca se conocerá- porque la sociedad colombiana superando los miedos al que dijo Uribe; vamos a votar PETRO PRESIDENTE FRANCIA MARQUEZ VICEPRESIDENTE este 19 de Junio de 2022. Imagínense.

    ResponderEliminar
  22. No encuentro relación entre el autor del País de la canela y este personaje que le da la mano a semejante energúmeno

    ResponderEliminar
  23. Lo que tendría que hacer mi admirado escritos, es reconocer que toda esa producción literaria que dio orgullo y coraje al pueblo colombiano en tiempos de aciaga y terrible oscuridad, la cual le obligaría una opción más coherente, ha sido fruto de un discurso oportunista y de gran ganancia económica para sus editores. Con profundo respeto y dolor.

    ResponderEliminar
  24. William Ospina expresa su opnion o decide apoyar a quien el cree sin insultar a nadie, Fernando Cruz lo conmina a cambiar sus pensamiento llamandolo falso, mentiroso (argumentación falsa para justificarte, argumento fracasado y falso que has construido), inscrupuloso (has entrado a formar parte de ese medio país uribista para el que todo vale)

    ResponderEliminar
  25. A la mierda abanico que llegó la brisa

    ResponderEliminar
  26. Qué pena tener que leer las siempre preciosas palabras de Fernando Cruz Kronfly, dedicadas no a una creación literaria sino a un penoso trabajo de "admonición a un contumaz impertinente"; justamente a un gran amigo, como lo advierte, y en este caso a un "reconocido escritor desconocido", no de ahora sino de tiempo atrás, por su proclividad a la diestra, como ya lo enunció adhiriendo a Zuluaga, en pasadas elecciones. Pero quizás lo peor es que tal proclividad tenga arraigo en el odio, como manifiesta Cruz Kronfly, un odio que doblega al argumento; que lo baña, como a él, de esa miserable excrementicia que ojalá nunca nos manche el alma: esa execrable "mierda amarilla".

    ResponderEliminar
  27. Willian vende a su madre por la fama. Desde que lo conoci, en Pasto, cuando le dimos el premio, me produjo una gran desconfianza. Lo crei inteligente, pero tan p.....

    ResponderEliminar
  28. Carlos A jaramillo.

    ResponderEliminar
  29. El como gran l... quiere ser Borges. Pobre miserable. Carlos A jaramillo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Nos gustaría saber su opinión. Deje su comentario o envíe una carta al editor | RC

Entradas populares de este blog

Buenos Aires en cinco poemas

Pablo Di Marco      Tantas veces me han pedido mi opinión sobre temas de los que no tengo la menor idea, tantas veces me han pedido que escriba artículos sobre cuestiones inverosímiles…  Hoy podré darle un respiro a mi inutilidad. ¿Por qué? Porque los amigos de Revista Corónica quieren saber cuáles son mis cinco poemas favoritos que giren en torno a Buenos Aires. No se me ocurre trabajo más sencillo y grato. Podría nombrar cincuenta. Buenos Aires transpira literatura. En cada esquina, farol y empedrado se esconde la huella de algún poema, cuento o novela. No nombraré a los mejores, nombraré a los más queridos, a esos que viajan siempre conmigo, esos que recito y tarareo sin siquiera pensarlo.   “Setenta balcones y ninguna flor” de Baldomero Fernández Moreno      Este poema eclipsó al resto de la obra de Baldomero Fernández. ¿Cuál es su secreto? Intuyo que una irresistible alquimia de encanto, inocencia y sencillez. A lo que debemos sumarle el eterno debate en

John Reed por Paco Ignacio Taibo II (Los nuestros, documental)

   

Se estrena el documental basado en la vida de Jacobo Grinberg

Reforma, sobre la desaparición de Jacobo Grinberg, 1995 | Fuente: El País Jacobo Grinber Zilberbaum fue un psicólogo mexicano dedicado al estudio de la conciencia. Escribió medio centenar de libros entre los que destacan una serie sobre el chamanismo mexicano (Chamanes de méxico, Pachita), libros de cuentos como La luz angelmática, su libro de memorias La conquista del templo, manuales de experimentos llevados a cabo en el Laboratorio del Instituto Nacional para el Estudio de la Conciencia, investigaciones financiadas por la UNAM y el gobierno mexicano. Desaparecido en extrañas circunstancias, aún indeterminadas, su figura y obra ha retomado un impulso para su internacionalización. Estucha Grinberg, hija y heredera, ha relanzado una plataforma digital con la totalidad de la obra de Grinberg digitalizada . Y en el festival de Cine de Málaga España 2020 se ha estrenado el documental El secreto del doctor Grinberg . Grinberg egresó de la Facultad de Ciencias de la UNAM, donde cursó la

Roberto Saviano, En la sombra de la muerte, un documental de Elisa Mantin

Roberto Saviano (Nápoles, 22 de septiembre de 1979) es un periodista, escritor y ensayista italiano.​ En sus escritos y artículos utiliza el reportaje y la literatura para contar la realidad económica, territorial y de empresa de la Camorra en Italia y del crimen organizado en general. Saviano saltó a la fama en 2006 con la publicación de su novela Gomorra, en el que describe los negocios de la Camorra, basándose en hechos reales. Amenazado de muerte, vive escoltado desde entonces. En la sombra de la muerte es un documental de Elisa Mantin.